Ras Zohen: “La gente comienza a tomar conciencia de lo que es la música jamaicana y el dancehall”

Ras Zohen: “La gente comienza a tomar conciencia de lo que es la música jamaicana y el dancehall”

El poder del reggae sigue fuerte en los artistas que están intentando seguir manteniendo la llama de una cultura que ha conseguido ser considerada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Unesco. Uno de sus máximos exponentes a día de hoy es Ras Zohen (Barcelona, 1992), quien ha conseguido tener una dualidad simétrica entre sus raíces clásicas y la exposición musical en el ámbito dancehall. Dentro de la discográfica Mad91, es uno de los nombres dispuestos a crear un futuro con más riddim y buena vibra. Últimas composiciones como “Same League”, “Tuff Tuff” o “Granada” son una pista de su camino artístico aunque, como nos comenta en esta entrevista, no piensa renegar de sus raíces.

Pregunta: En un momento donde el auge del rap ha dejado la cultura reggae en un segundo plano, siguen en pie propuestas como la tuya, donde se puede ver una intención de renovación del movimiento a la vez que seguir manteniendo sus raíces. ¿Es el panorama tan poco alentador como parece a simple vista?

Respuesta: Yo no estoy inventando nada, mi referencia número uno es Jamaica y lo que están haciendo ellos ahora es lo que estoy intentando hacer yo. Están mezclando su esencia con el género número uno ahora mismo en el mundo, que es el trap es decir, la esencia sigue siendo las misma pero el sonido ha evolucionado mucho, se nota mucho la diferencia cuando escuchas un tema por ejemplo de Vybz Kartel del 2000, a un tema de ahora del 2020. Los bajos pegones 808, las hihats arrastrados clásicos del trap, creo que la cosa no va a menos sino a más. Por ejemplo, yo es la primera vez que escucho a un jamaicano sonar en los 40 Principales y Charly Black lo consiguió y sonó muchísimo, creo que la gente empieza a tomar conciencia de lo que es la música jamaicana y lo que es el dancehall, aunque aún lo confunden mucho con el reggaeton cuando no tiene nada que ver, aún queda un largo camino.

P: Con tanto artista joven en el under, ¿qué tiene que pasar para que el reggae, roots o derivados lleguen a ser sonidos pegados en el panorama español?

R: Simplemente que la artistas hagan letra donde la gente joven se pueda sentir más identificada y actualicen un poco su sonido, como lo ha hecho Chronix o Protoje.

P: En otras conversaciones con gente de la escena, nos comentaban la existencia aún de los prejuicios externos por parte de terceros que se encontraban por la calle por sus pintas, postura, etc. Sin embargo, esta es una situación que también ocurría a los rappers, cuestión que se fue disipando hasta desaparecer por completo. ¿Por qué crees que sigue existiendo ese prejuicio hacia el movimiento reggae?

R: Sinceramente, creo que el pensamiento general si escuchas reggae o llevas rastas es que eres un porreta perroflautico y escuchas “riggui”. Eso es por culpa de la incultura de la gente, que hoy en día se preocupan más por tener un exterior bonito, que por un interior culto y bonito. Prejuicios siempre habrán.

P: Parece que el movimiento se ha expandido más en el dancehall, donde tú mismo has conseguido encontrar tu espacio con nuevas composiciones. ¿Qué te derivó a este cambio?

R: Aunque se vea más ahora, yo cuando hacía reggae también componía dancehall y lo promovía. Lo podemos ver en mi primer trabajo con Positive Vibz “Ponte en Pie”. Siempre han ido muy ​de la mando, aunque como comentaba antes, el dancehall ha evolucionado mucho. Ahora me encuentro en un punto de mi vida en el que me apetece hacer un ritmo y unas canciones más animadas, con una energy más alta. No sé, a lo mejor dentro de tres años estoy haciendo dembow o bachata (risas). Eso no se sabe, yo siempre voy hacer lo que me nazca de dentro.

P: También, visto desde fuera, se nota un cambio en ti fuera de lo artístico. ¿David Giménez es el mismo actualmente que en sus comienzos artísticos como Ras Zohen?

R: Desde luego que no, podríamos decir que sigo siendo aquella persona noble y pacífica pero con más genio y más gamberro (risas). Creo que el cambio lo vamos haciendo todos, forma parte de la vida, de las vivencias y experiencias que tiene cada uno.

P: Ya lo habías comentado antes, pero ahora quiero ponerlo de relieve. En tu álbum “Ponte en Pie” se hacía más gala al corte clásico de la acentuación entrecortada del skank. ¿Tu evolución artística te va a permitir volver a componer con esos registros o ya los has dejado atrás como forma de esa evolución que comentas?

R: Nunca voy a dejar mis inicios, mis raíces, ahora mismo estoy grabando colaboraciones con ese registro y creo que por mucho que evolucione musicalmente, ese corte clásico siempre va a estar ahí.

P: En 2018 llegó tu fichaje por el sello discográfico Mad91. ¿Cómo fue entrar a formar parte de su plantel?

R: La verdad que todo un placer para mí, un trabajo más dinámico en grupo, mucho más fluido y más profesional. Estoy muy agradecido a todo el equipo de Mad91 por su labor, son unos grandes.

P: Ellos tienen un plantel de jóvenes artistas del género, ¿crees que esta cantera pueda cambiar la deriva de la escena?

R: Creo que hay artistas con mucho talento y con muchos estilos diferentes y eso es bueno, muy bueno. Siempre pienso que en la variedad está el gusto, no te voy a decir que puede cambiar la deriva de la escena con esta cantera, pero si te puedo decir que va dar mucho que hablar.

P: ¿Quiénes son para ti los principales exponentes con los que hay que tener mucho ojo?

R: De los que están haciendo lo “mismo” que yo, creo que van a dar que hablar y tienen mucho talento GranKhan, Crespo el Santo, Joven Junuh y Jfree. ¡Mucho ojo!

P: Me acuerdo conocerte en aquel entonces, por 2018, con el tema “Dulce Marihuana”. Con un partido como Podemos en el gobierno, que ha expresado en varias ocasiones la posibilidad de la legalización, ¿ves viable un futuro con plena libertad para fumar ganja?

R: Uf, es un tema peliagudo. Creo que lo que se conoce como legalización no va a existir nunca, eso significaría que todos podemos plantar marihuana, venderla o fumarla por la calle; y creo que está claro que esto no va a pasar. No sé si la gente sabe que el tabaco es ilegal de plantar, no puedes tener un cultivo de tabaco, en cambio si que puedes ir al estanco y morirte fumando. Yo creo que sí que existirá una regularización de la marihuana donde el Estado va a sacar una grandisisisisma tajada de todo esto y va a hinchar los precios de la marihuana por culpa de las tasas, IVA, etc. Los cultivos se volverán legales pero tendrás que pedir y pagar un permiso que valdrá un pastón, seguro.

En Amsterdam por ejemplo, la marihuana no es que sea legal, pero está regularizada de una forma un poco rara, porque si que se permiten los clubs y la venta y su consumo, pero no permiten el cultivo. Como decía al principio, es un tema peliagudo y ya veremos como va evolucionando la cosa.

P: Centrándonos en la actualidad musical, podemos ver que este año has sacado bastante material. ¿Serás un artista de singles o tienes preparado un futuro disco?

R: Estoy preparando un disco de unos 16 temas que verá la luz en septiembre. La forma en la que la gente consume la música ha cambiado y los artistas nos tenemos que adaptar a estos cambios. Seguiré lanzando sencillos y seguiré haciendo discos. Ambas formas son válidas.

P: Una de los singles que más han dado que hablar es “Granada”, que cuenta con la colaboración de GranKhan. ¿Qué fue lo que os unió para producir ese feat?

R: Yo estaba en el estudio trabajando esta canción, hice el ritmo primero y después el estribillo, directamente ya pensé en él. Tiene un estilo muy frenético, agresivo y fresco que me encajaba mucho con la producción de la canción. Es un artista que me gusta y me siento identificado con su música, así que le envíe un mensaje enseñándole el tema y explicándole un poco la jugada y me dijo que le molaba mucho la idea y que se apuntaba a la movida. Así que a la que pudo, se vino una semana a Barcelona y bueno, la conexión fue mortal, hicimos una gran amistad y es una persona que aprecio y valoro mucho. De los mejores temas del disco sin duda.

P: Estoy de acuerdo. Esa ambientación más negra y opaca de la producción se aleja de la buena vibra pero no del baile de otros mastodontes del género. ¿Cómo surgió la idea del tema?

R: Tengo una gran conexión con Rafa Red Volcon que es el creador de la compañía de baile One Love Inna Di Place. Es una persona que admiro muchísimo por toda su trayectoria, esfuerzo y dedicación dentro del mundo del dancehall. Yo llevaba ya un año detrás suyo diciendo “hermano hay que hacer un vídeo y quiero que salgáis bailando, que salga como puto lo petáis y lo mucho que trasmitís con vuestro baile”. Y un día en el coche, enseñándole la canción a Noe Bundem (gran amiga a la que respeto muchísimo también y tiene una trayectoria increíble dentro del mundo del dancehall) me dijo “qué guapa, cuenta conmigo si quieres para grabar el vídeo”. La verdad que fue todo solo y rodado, todos son grandes profesionales y todos forman parte de One Love Inna Di Place. Wakanada, David Salor, Noe y Rafa son grandísimos bailarines, fue para mi todo un honor poder compartir con ellos este vídeo y que coreografiaran la canción

P: Se nota esa energía que transmiten, una energía en la que tú también colaborabas en ese baile. ¿Cómo has evolucionado con el baile? En el videoclip de se ve intención (risas)

R: Qué cabrones (risas). Mira, mis inicios fueron el hip-hop, rap, reggae y dancehall. Cuando tenia 16 años, mi primera maqueta, que aún se puede escuchar en HHGrups, fue “Siempre Nobles”, donde hay canciones con corte dancehall, reggae y hip-hop. Siempre me ha gustado el baile y me inicié un poco en el breakdance y en la movida del b-bwoy, pero siempre me ha dado muchísima vergüenza bailar y que la gente me mire. Gracias a Noe Bundem, que fue la primera persona con la que empecé a tomar clases, me quité un poco toda esa vergüenza y si ahora vas a una fiesta de dancehall en Barcelona me podrás ver gozando, intentado seguir los pasos de los bailarines (risas). La verdad que es una gozada y una vibra increíble el poder bailar y sentir la energía de los demás.

P: Un cambio notorio con respecto a ese tema es el de “Same League”, una composición que, pese a su letra precavida, tiene esa intención explosiva tan característica del dancehall. ¿Te sientes bien fluyendo en beats tan diversos?

R: Desde luego. Piensa que los ritmos me los hago yo mismo, y siempre creo cosas que me den ganas de moverme y ganas de cantar.

P: Para acabar y dar paso a intenciones futuras. ¿Qué podemos esperar de los próximos proyectos de Ras Zohen? Estás últimas líneas son tuyas.

R: Solo os puedo decir que mi amor por la música es incondicional y esto solo acaba de empezar. Tengo mucha música por soltar, muchas ganas y mucho respeto hacia todas aquellas personas como vosotros que aportáis vuestro granito de arena y dais voz a artistas como yo para que nos podamos expresar. Solo me queda decir que viva la música y la madre que me parió. Gracias por todo familia. ¡Un abrazo! FULLY BUF.

Juan Fernández

Juan Fernández

Codirector en busca de un estilo claro. Del hip-hop al rock y tiro porque me toca.

Un comentario en «Ras Zohen: “La gente comienza a tomar conciencia de lo que es la música jamaicana y el dancehall”»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *